VETO de la LEY Nº 659

DECRETO Nº 1.588/001
BOCBA N° 1299 del 18/10/2001

Buenos Aires, 15 de octubre de 2001.

Visto el Expediente Nº 65.120/01, los términos de la Ley N° 659, y

CONSIDERANDO

Que mediante estas actuaciones se comunica la sanción de la Ley N° 659 de la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que propone un período de licencias extraordinarias para Residentes y para Instructores y Jefes de Residentes;

Que las Residencias del Equipo de Salud se encuentran reguladas por la Ordenanza N° 40.997 y sus modificatorias;

Que conforme dicha Ordenanza, el residente es un profesional que realiza una especialización;

Que asimismo el artículo 2º de la referida Ordenanza define a la Residencia como un "sistema remunerado de capacitación de postgrado a tiempo completo, con actividad asistencial...";

Que como parte del programa educativo, los residentes deben dar anualmente un examen a fin de promover al siguiente curso. La no-aprobación del examen genera la salida automática del curso por parte del residente. El término de una residencia no es uniforme sino que varía según la especialidad. Así es que hay residencias básicas que duran 3 años -v.g. oftalmología - y otras que duran 4 años -v.g. clínica médica-, y residencias post básicas que duran 2 años;

Que la Ordenanza N° 40.997 otorga a los residentes una serie de beneficios, remitiéndose a tal efecto a la normativa que regula el Escalafón General, dentro de los que se incluye el régimen de licencias;

Que el residente es contratado por el término de la residencia, cumplido el cual, y siempre que apruebe los exámenes pertinentes, se le otorga un certificado de residencia. El vencimiento de su contrato opera de pleno derecho;

Que por medio de la Ley Nº 629 se pretende equiparar plenamente al residente con el empleado público en materia de licencias por largo tratamiento; empero el término de esas licencias es, cuando menos, equiparable a la mitad de la duración de la residencia;

Que no se observa fundamento jurídico alguno que justifique tal medida;

Que cuando al empleado público se le hace una concesión semejante, es simplemente porque su relación jurídica con la ciudad es sine die, que no tiene plazo de finalización;

Que esto último no se verifica en el régimen de las residencias ya que su vinculación contractual tiene un plazo de finalización;

Que con los Jefes e Instructores de Residentes ocurre algo semejante a lo expuesto anteriormente;

Que su situación jurídica también se encuentra regulada por la Ordenanza N° 40.997;

Que al igual que los residentes son profesionales, aunque contratados especialmente para formar a los estudiantes - residentes;

Que la duración de su contrato es de menor plazo, siendo fijado en la Ordenanza en un año tanto para los Instructores como para los Jefes, éstos últimos por un plazo no renovable;

Que, por otro lado, cabe aclarar que la vieja Ordenanza N° 40.401 que regulaba el régimen de empleo público hacía la aclaración sobre la licencia de enfermedad de largo tratamiento, dejando sentado que se otorgaba en caso de enfermedad invalidante. Con la sanción de la Ley N° 471, no se hace esa mención, pero se conserva el espíritu. Tal es así, que en el artículo 21 de la referida ley, donde se hace referencia a las enfermedades de largo tratamiento, se toma en cuenta la posibilidad de que el empleado no pueda reintegrarse a sus anteriores funciones, otorgándosele en ese caso el beneficio de la jubilación por invalidez. Tal beneficio no es aplicable al residente. Especialmente si se toma en consideración que para poder presentarse a una residencia el candidato no debe tener más de cinco años de recibido, con lo que se supone que los candidatos son en general jóvenes de no más de 30 años promedio;
Por ello, y en uso de las facultades establecidas en el artículo 87 de la Constitución de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires,

EL JEFE DE GOBIERNO
DE LA CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES
DECRETA

Artículo 1º — Vétase la Ley N° 659.

Artículo 2º — El presente decreto será refrendado por los señores Secretarios de Salud y de Hacienda y Finanzas y Jefe de Gabinete.

Artículo 3º — Dese al Registro, publíquese en el Boletín Oficial de la Ciudad de Buenos Aires, comuníquese a la Secretaría de Salud. Fecho, remítase a la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires por intermedio de la Dirección General de Asuntos Políticos e Institucionales. Para su conocimiento y demás efectos remítase a la Secretaría de Salud. Cumplido, archívese. IBARRA - Neri - Pesce – Fernández


Volver a la Ley